LAGO RIFFLSEE – AUSTRIA

Hoy parece un día de esos remolones, de los que no apetece hacer nada pero sabes que tienes muchas cosas que descubrir, hay mucho al otro lado que todavía no has visto.

Nos despertamos sin prisa y nos preparamos para salir. Nos planteamos ir andando al Lago Rifflsee.

El lago Rifflsee, o Riffelsee, es el lago más grande de los Alpes de Oetztal y se encuentra sobre el valle de Pitztal, cerca de la cordillera de Kaunergrat y su parque natural. Se encuentra a 2.232 metros sobre el nivel del mar, tiene 27 hectáreas de superficie y una profundidad máxima de 24 metros.

 

Uf… ¡Esto empieza fuerte de golpe! Subimos a través de las pistas de Sky de Mandarfen que hay encima del parking 1, pasamos por delante de un refugio donde vemos que hay unos camiones descargando material y empezamos a subir.

La subida la hacemos por el camino de una de las pistas (que al no estar nevado todavía se puede ir subiendo bien). Está en buen estado, pero al ser de tierra y con tanto desnivel hay que ir con cuatro ojos. Había unos obreros que estaban reparando algunos agujeros para la época de sky y nos miraban como… ¿estáis locos? Jajaja pero bueno, el trozo malo ya pasó y llegamos a la parte de echar la vista atrás y ver todo lo recorrido y alucinar un ratito… y al mismo tiempo hacer un stop.

Estábamos a la altura del telesilla Muttenkopf y las vistas eran impresionantes viendo el río pasar entre el valle y toda la subida realizada… ya estábamos a nada del Lago.

 

Seguimos un poquito más hasta llegar al lago.  El agua verde proviene de los glaciares Seekarlesferner, Löcherferner y Rifflferner, que alimentan el lago. Hoy en día es el lago más grande de los Alpes Ötztal es un destino de excursiones muy popular durante el verano.

Hacemos una parada para descansar y contemplar el precioso lago ya que encontramos un banquito justo delante del lago y hacemos un tentempié para coger fuerzas para seguir nuestra ruta y tener suficientes fuerzas para la bajada.

Subimos un pelín más para visitar el Refugio Riffelseehütte 2293m  que hay metros más arriba, ya que tiene unas vistas maravillosas, entre ellas uno de los picos a los que quiere subir Kilian para poder visitar el glaciar Mittelbergferner al día siguiente. Yo todavía no me veo preparada para hacer esas ascensiones ya que tuve una lesión en marzo pero poco a poco cada vez ya voy cogiendo mas fuerza. Aunque encontramos cerrado el refugio, podemos ver desde fuera que tiene mesas para atender como bar, y hay una pared de escalada disponible aun estando cerrado. Probamos un rato para hacer unas risas pero… creo que nos falta un poco de práctica jajaja

Una vez nos empapamos de esa espectacular estampa, seguimos con nuestra vuelta circular y decidimos bajar por el otro lado para que no se haga tan dura la bajada. Al hacer este camino, vemos el lago desde arriba y podemos visualizar el azul tan especial que hace que tantas personas vengan a verlo.

En el otro lado del lago vemos que está el teleférico Riflseebhan y se encuentra cerrado.

También hay una estación con lavabos, tiendas, cafeterías… pero se encuentra cerrada en estos momentos (como es normal en temporada intermedia como es Octubre cuando lo hemos visitado). Aquí los meses de Octubre y Noviembre los utilizan para rehabilitar todo lo que es las zonas de la temporada alta de invierno, como las pistas de sky, el centro, carreteras y zonas turísticas, ya que en los Alpes va mucha gente en épocas de invierno pero también se esquía durante el verano en algunos glaciares que no se descongelan en todo el año y son accesibles.

 

Bajamos un trozo caminando por las pistas de sky, hasta que nos introducimos en el bosque por un sendero en el que nos encontramos bastantes raíces de arboles y algunos trozos con un poco de barro pero es bastante fácil de bajar. La bajada se hace mucho más amena, incluso recomendaríamos hacer la subida por éste lado para que no sea tan inclinada y se haga más entretenida. En el caso de subir por donde hemos empezado nosotros, también había un cartel indicativo de sendero a mitad de camino que hace dar un poco mas de vuelta pero no hay tanta pendiente imagino, pero no estábamos seguros y seguimos por la pista ancha ya que era más directo y había que cruzar el río.

Ya casi llegando abajo nos cruzamos con una familia que les costaba subir ya que hay grandes piedras y ramas como decía, pero poco a poco se llega a todos lados y es importante tener precaución de no resbalar en sitios de montaña ya que hay que bajar para poder tener atención medica y más en el extranjero que todo es más complicado con el idioma.

Llegamos al parking, y cambiamos de sitio la furgoneta para comer tranquilos.

Nos quedamos otra noche en el valle de Pitztal pero cambiamos de parking para acercarnos al ferrocarril GletscherExpress. Hay lavabos disponibles durante día y noche de la estación del ferrocarril, ¡pero solo hay una pega! ¡Que durante la noche no tienen luz!

No te pone que esté prohibido pernoctar incluso encontramos que habían furgonetas y alguna autocaravana, pero lo que si pone y en todos lados en esa estación es que “está prohibido vaciar las aguas en los lavabos y que se puede multar ya que hay cámaras”.

Finalmente decidimos quedarnos en el parking del bar de madera que hay.

Parece tranquilo y muy estrellado ya que no hay nada de contaminación lumínica, es alucinante.

¡A descansar! Buenas noches.

 

RUTA WIKILOC RIFFLSEE

 

PERNOCTA

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *